Comunicando

Vivimos en la era de la comunicación. ¡¿Acaso alguien puede decir lo contrario?! Y sin embargo, esto no suele reflejarse en nuestro día a día… ¿Cuántas power points ves cada día? ¿Cuántos logran quedarse en tu memoria? ¿Cuántos son una «muletilla» para el ponente? ¿Cuántos tienen faltas de ortografía? ¿Cuántos tienen imágenes de Clipart? En resumen, ¡¿cuántos son «potables»?!

Hacer presentaciones «de nivel» es uno de los «must» en la vida de cualquier profesional. Y, por suerte, podemos darte  una buena noticia: ¡no es tan complicado! De hecho, muchas veces, somos nosotros mismos los que lo hacemos complicado… Y si no nos crees, ¡mira esta imagen! Siempre hay una manera de hacer difícil lo fácil.

Así que para facilitarte la vida, te traemos cinco tips básicos para que tus presentaciones puedan estar a tu altura:

  • Ten presente cuál es tu objetivo: qué quieres transmitir y para qué.
  • Descubre cuáles son los intereses de tu audiencia: cómo puedes «atraparlos».
  • Define un argumento central que sea tu hilo conductor y lo que tus oyentes se lleven a casa.
  • Simplifica y, recuerda, menos es más: no abrumes con parrafadas ni exceso de imágenes.
  • Haz la prueba. Muéstrale tu borrador a varias personas y deja que te critiquen. Luego, mejora.

¡¿Qué opinas?! ¡¿Podrás hacerlo?! Recuerda, un buen profesional es aquél que transmite en cada detalle su valía.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *