Hablar me da la vida

Esta mañana llega Ana Hernández Serena, socia fundadora de AV Asesores. Asesora y formadora para empresas, emprendedores e instituciones pero, sobre todo, una persona que se pasa la vida buscando conexiones. La curiosidad es su perdición…

ana hernandez

¿Cómo te gustaría que te definieran en una línea el día de antes de jubilarte?

¡Cuánto disfrutó trabajando!

¿Cuál es tu sueño perdido? ¿Por qué lo diste por perdido?

Cantar en una orquesta, pero hay que ser realista y una no tiene suficientes aptitudes.

¿Cuándo sientes que el tiempo desaparece? ¿Haciendo qué?

Hablando y curioseando. Hablar me da la vida y curiosear me abre caminos donde desarrollar nuevas historias.

¿Cuál es el «fantasma» que te acompaña cuando vas a empezar un proyecto nuevo?

No tocar suelo, por eso intento en todos mis proyectos lograr la combinación entre creatividad y elemento práctico.

¿Qué ingredientes necesitas para crear nuevas ideas?

Tranquilidad y tiempo: dos elementos muy escasos en estos últimos años.

¿Cuál ha sido el cambio más grande que has hecho en tu vida?

Ser madre sin duda, porque no entraba en mis planes.

¿Cuál ha sido tu gran metida de pata? ¿Qué has aprendido de ella?

He tenido muchas muy buenas que suelo contar en los talleres que imparto porque son fiel reflejo de que la teoría necesita mucha adaptación para que funcione en el mundo real.

Si te dijeran que el mundo se acaba, ¿cuáles serían las 5 cosas que no dejarias de hacer?

Disfrutar sin más.

Un libro que no puede faltar en la biblioteca de todo profesional

Soy incapaz de elegir uno porque la curiosidad me lleva: mi ilusión secreta es trabajar en una biblioteca o en una librería de esas fantásticas en la que dejarías pasar todas las hora.

Una canción que te motiva…

Ecléctica hasta el extremo en lo que a música se refiere soy incapaz de decidirme, depende del día y del estado de ánimo.

Mi lema es…

Vigilar, aprender y reflexionar para desarrollar nuestra propia estrategia.

¿A qué persona imprescindible de tu vida te gustaría decirle ahora «gracias»?

Gracias a todas las personas que me han dejado participar en sus proyectos. Es una suerte tan grande el poder diseñar estrategias para proyectos tan distintos, que, a veces, ni me lo creo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *